La semana pasada tuve la oportunidad de asistir al congreso que IBM organizó en la ciudad alemana de Düsseldorf. Este año, coincidían en el mismo lugar el ciclo de conferencias sobre Portal Server y Websphere. El primero de lunes a miércoles y el segundo durante toda las semana. Lo bueno de esta coincidencia es que podías elegir a qué conferencias asistir. En un principio iba a acudir a las de Portal Server pero luego fui alternando con varias presentaciones sobre el servidor de aplicaciones de IBM.

La verdad es que IBM se vuelca con este tipo de eventos. A excepción del problema con el WIFI durante los dos primeros días (estuvimos “aislados” del resto del mundo), no se le puede poner un pero a la organización de un evento que podríamos calificar de ámbito mundial. Por el congreso aparecieron las cabezas visibles del desarrollo de los productos a nivel mundial, como el arquitecto jefe de portal server o el responsable de portal server para banca a nivel mundial. En total, teniendo en cuenta a los conferenciantes y a los asistentes estaban representados más de 40 países.

Resulta curioso y muy ilustrativo ver los casos de éxito que allí se presentaron, por ejemplo, el caso de Lufthansa. La línea área de Alemania, que hace un uso intensivo de portal server y fue capaz de aguantar el aumento de un 70% de un día para otro con ocasión del problema que hace unos meses causó el famoso volcán islandés. Los usuarios se lanzaron a la página en tropel para comprobar si su vuelo se había cancelado y para cambiar el vuelo de día. La infraestructura, sin tener margen de tiempo para prepararse, salió airosa del trance.

Otra de las conferencias versó sobre el desarrollo de webs para móviles. Llevando un poco la contraria a la revista Wired, que defiende la idea de que la web ha muerto (en un móvil como el iPhone el usuario ejecuta aplicaciones en lugar de acceder a páginas web), se mostraba la posibilidad de que una misma página web fuese adaptada automáticamente en tiempo de ejecución para su visualización en un smartphone (iPhone, Android o BlackBerry).

Por último me gustaría reseñar una charla sobre buenas prácticas en SOA, a la que dedicaré una entrada en este blog. Se trata de un estupendo resumen de los aspectos que debemos tener en cuenta para llegar a buen puerto con nuestro proyecto de implantación de SOA. Como casi todas estas listas de buenas prácticas, la mayoría de sus puntos no dejan de ser obvios desde el punto de vista del sentido en común, pero por increíble que parezca, no reparamos en ellas muchas veces.

Sobre este tipo de actos, me llama la atención de que en un mundo hiperconectado y con el boom de la mensajería instántanea y las redes sociales se organicen un congreso presencial con cientos de asistentes de decenas países, que tienen que hacer largos desplazamientos para acceder a este “conocimiento”. ¿sería posible hacerlo a distancia? Obviamente se puede acceder a las presentaciones pero hay algo que todavía no puede superar la presencia virtual, y a eso lo llaman ahora el “networking”, que es ni más ni menos que los corrillos que se forman entre los profesionales que acuden al congreso y que comparten sus conocimientos y sobre todo sus experiencias. Por mi parte, me llevo como resultado de mi asistencia al congreso, unas exposiciones muy interesantes, ingente cantidad de presentaciones que descargar y digerir, y sobre todo una muy interesante lista de contactos, de expertos en los distintos productos y de varios colegas “usarios” o “sufridores” (si se me permite la broma) de estos mismos productos.

Comparte esta entrada:

Share

Anuncios